Elección

Cómo saber si su pareja es adicta al sexo

Ligar con 64388

Ensayo: Confesiones de una adicta a la seducción Credit Illustration by Luke Shuman Por Elizabeth Gilbert 22 de octubre de Comenzó con un chico que conocí en un campamento de verano y terminó con el hombre por el cual dejé a mi primer esposo. Entre ellos, navegué de enredo amoroso en enredo amoroso —docenas de ellos— sin siquiera un día de descanso entre cada romance. Podrían haberme llamado una monógama serial, excepto que nunca fui exactamente monógama.

Desorden hipersexual

Deborah Schiller, sexóloga estadounidense explica las claves de esta crónica y devastadora enfermedad Foto: iStock. Empero ahora una terapeuta ha oral sobre lo que realmente significa tener esta enfermedad, una condición extremadamente seria. Deborah Schiller es la directora del programa de tratamiento de adicción sexual de Pine Grove en Hattiesburg, Mississipi. Escribiendo para 'The cut', explica que las personas piensan a menudo: Oh, suena divertido. Me gustaría ser un adiccito al sexo. No tiene que anatomía tan malo, algo que dista mucho de la realidad. A veces la pareja no se da cuenta. No se deje del problema. Puedes pensar que la pareja lo intuye, empero no lo afronta.

Porno Ligar Con Gordas gratis

Su sinónimo actual, hipersexualidad, genera confusión entre las personas especialmente deseantes y activas sexualmente. Esta achaque, señalada como un vicio, ya habitualmente normalizado y potenciado en el género masculino, se banaliza o critica al mismo tiempo que se contribuye a su adicción en muchas ocasiones. Insatisfacción permanente En una formación de empresa, varios sexólogos estuvimos hablando sobre el modelo kano, de los años 80, sobre desarrollo de productos y satisfacción del cliente. Aunque resulte sorprendente, levante modelo me conectó con la adicción al sexo. Y esto mismo sucede con las adicciones, incluidas las sexuales. Que ya se consiga el objeto de deseo, tener un buen funcionamiento y rendimiento, alcanzar orgasmos o disfrutar sexualmente, la persona denial queda satisfecha. Que elija la sexualidad es comprensible, pues su refuerzo positivo de placer junto es evidente aunque, a los pocos minutos, la persona adicta vuelva a sentirse vacía.

173174175176177178179180181

Leave a Reply